‘Cualquiera puede ser maestro’; Aurelio Nuño

‘Cualquiera puede ser maestro’; Aurelio Nuño

*Imagen cortesía de El Fisgón y La Jornada. 

Óscar Cortés Jiménez.*

La Jornada/ El Correo Ilustrado

040716.

En el próximo ciclo escolar un docente que recién ingresa al servicio y se le asigna un grupo de primer año de primaria podría hacerse estas preguntas:

  • ¿Cómo aprenden los niños a leer y escribir?,
  • ¿Cuál es la diferencia entre el proceso de alfabetización por sentido y por código?,
  • ¿Cómo se caracteriza la sicogénesis de los sujetos que enfrentan la alfabetización inicial?,
  • ¿Cuáles son las propiedades cualitativas y cuantitativas de la escritura?,
  • ¿Qué es alfabetizar?,
  • ¿Qué es un ambiente alfabetizador?,
  • ¿Qué es la literalidad?,
  • ¿Es lo mismo método que metodología?,
  • La propuesta que desarrollaré ¿es analítica o sintética?,
  • ¿Es simultánea o sucesiva?,
  • ¿Se puede hablar de lectoescritura?,
  • ¿Qué significa leer la realidad?,
  • ¿Qué es un portador de textos?,
  • ¿Cuándo un niño es presilábico?,
  • ¿Cuáles (son) los niveles hipotéticos de la escritura?,
  • ¿Cómo se ha aprendido a leer y escribir en México?

En el examen de ingreso para la docencia en educación primaria, aplicado hace dos semanas, aparecieron tres cuestionamientos que apenas tocaron la alfabetización inicial. Si cualquiera puede ser maestro, como asegura el secretario de Educación, ahora pregunto, ¿Cualquiera puede ser maestro para primero de primaria?

Si un egresado de cualquier licenciatura es considerado idóneo de acuerdo con este instrumento, y se le asigna para el próximo ciclo escolar un grupo de niños de primer grado;

¿Podrá contar con los elementos para responder a las preguntas expuestas?,

¿Eso significa fortalecer la educación primaria?,

¿De este modo se valoran los procesos de escritura y lectura de nuestros niños?

     *Docente de la Benemérita Escuela Nacional de Maestros

 * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * *

Nota mía: Respetuosamente me permití modificar levemente la estructura del comentario de Óscar Cortés Jiménez, con la exclusiva finalidad de facilitar su lectura en el formato de Odiseo. Alfredo Macías Narro.

Sección: