Derogar, abrogar o cancelar la Reforma Educativa

Derogar, abrogar o cancelar la Reforma Educativa

Prof. Roberto Equihua

110818.

*Imagen cortesía del diario italiano Corriere della Sera.

 

Hay confusión sobre el destino que oficialmente tendrá la Reforma Educativa, ellos sabrán que destino prefieren, en todo el país miles de maestros democráticos ya no enseñamos con la currícula (expresada en planes, programas y libros de texto empobrecidos), también hemos negado la vorágine administrativa con la desaparición de materias, disminuir y desarmar la ciencia y tecnología y cancelamos en la vía del hecho la punitiva evaluación.

Esteban Moctezuma ejecutivo de “Fundación Azteca” y ex secretario de gobernación de Ernesto Cedillo; parte del equilibrio de poderes que se tuvo que construir para arribar a una transición “pacífica”; ¿es un mal necesario para el gobierno de Andrés Manuel López Obrador?

Es un opositor ideológico del magisterio democrático. A pregunta expresa si el señor Esteban Moctezuma tiene las simpatías de la mayoría de mexicanos y organizaciones sociales y populares de México, podemos asegurar que la respuesta es NO.

En este trayecto de lucha del gobierno de Andrés Manuel contra los neoliberales, acaban de incrustarle como responsable de “equidad para la educación” al indeseable Gilberto Guevara Niebla, acérrimo defensor de la Reforma Educativa quién acaba de declarar:

"Es imposible derogar la Reforma Educativa como lo dice AMLO".

La Reforma Educativa ¿será derogada, abrogada, o adecuada en los meses que vienen?

Andrés Manuel López Obrador ha dicho que cumplirá con sus compromisos, lo cual no tengo la menor duda, pero debemos tener en cuenta la presión de la derecha para incrustar sus cuadros en el proceso de “equilibrios” del nuevo gobierno, que buscarán en todo momento cuestionar la definición de AMLO de echar abajo la Reforma Educativa.

¿Derogación o Abrogación de la Reforma Educativa?

En términos jurídicos, la abrogación se refiere a la supresión total de la vigencia y por lo tanto la obligatoriedad de una ley, código o reglamento, es decir, es la anulación de la eficacia jurídica de un mandato legal en su conjunto.

Derogar. Es revocar alguno de los preceptos de la ley, código o reglamento.

A nivel de consigna, debemos exigir la abrogación, como un acto de justicia y dignidad para nuestro pueblo.

El primer problema con el que nos vamos a encontrar es que la instancia facultada para realizar tal procedimiento jurídico, en este caso le corresponde a la SCJN (Suprema Corte de Justicia de la Nación), el fundamento jurídico para hacer válida la abrogación es siempre y cuando exista una contradicción con la propia constitución, ¿tal contradicción existe?

La modificación al 3° y 73° (base de la Reforma Educativa), entra en contradicción con una cantidad importante de artículos de la constitución, de las más relevantes se tiene con el Artículo 14° (la no retroactividad) y con el 123° (que ampara los derechos a la estabilidad, plaza base, escalafón…). Es evidente que la Reforma Educativa trastoca la retroactividad (por eliminar la plaza base y derechos escalafonarios), igualmente contraviene lo estipulado en el 123!, pero ¿Acaso no lo saben los ministros de la SCJN?

En el escenario jurídico, existe una demanda del magisterio agrupado en el Congreso Nacional de Bases (CEND-SNTE en lucha) ante la CIDH (Comisión Interamericana de los Derechos Humanos), dicha demanda pendiente de resolver, es un pilar fundamental de nuestra lucha jurídica, en otro momento abordaremos esa ruta con mayor profundidad.

Para lograr la derogación, es necesario cubrir una serie de condiciones de todo tipo, principalmente de carácter político, pero también social. Los partidarios de la Reforma Educativa van a defenderla a capa y espada para únicamente maquillarla, para quitarle los picos más puntiagudos, el magisterio nacional debe pugnar por su completa abrogación.

A nivel internacional avanza una lucha, pero a nivel local nuevamente se abre la posibilidad de relanzar la ofensiva por la abrogación, dicha encomienda requiere un gran movimiento social que cuestione más allá de la punitiva evaluación, es necesario confrontar los dos proyectos de nación, el de los neoliberales que dieron sustento a la Reforma Educativa (con una visión de país de esclavos modernos), o la nueva patria que aspiramos en nuestro Programa Nacional Alternativo de Educación y Cultura (PNAEC).

En este momento se abren dos rutas para la abrogación de la Reforma Educativa.

Una será por medio de los foros que plantea MORENA para el nuevo modelo educativo. 

En estos foros la discusión principal se hará partiendo que los planteamientos de Esteban Moctezuma, Guevara Niebla y los neoliberales, pretendiendo quitar únicamente lo punitivo a la evolución y no refleja las aspiraciones culturales, sociales y mucho menos económicas planteadas en el Proyecto de Nación de MORENA, mucho menos del pueblo de México.

El planteamiento de Esteban Moctezuma, Guevara Niebla y los neoliberales refleja el Proyecto de Nación de los neoliberales, la resaca del proyecto 2030.

La discusión a la que nos quieren orillar es estéril, chata, que solo nos lleve a la no punitividad del examen, dejando a un lado el desarme cultural, científico y tecnológico, es decir, la soberanía nacional. 

El planteamiento basado en competencias y calidad con orientación empresarial no es parte de las aspiraciones del constituyente del 17 reflejadas en el Artículo tercero original. 

Ahora que sacamos a los neoliberales del poder, ¡LIBERÉMONOS DE SU VISIÓN DE PAÍS QUE PLANTEA LA REFORMA EDUCATIVA!

En los foros que plantea Andrés Manuel, debe participar todo el pueblo y sus maestros porque se discutirá el país que queremos y como llegaremos a través de la Educación.

Las aseveraciones de Esteban Moctezuma y Guevara Niebla son de ellos, que no representan al magisterio, tampoco al pueblo, el futuro de la educación se discutirá (en parte) en dichos foros o espacios oficiales, la razón principal es que el andamiaje que construyeron los neoliberales no será fácil de superar, es su terreno, son sus reglas y están a favor de ellos.

Por otro lado, avanza la ruta desde hace años, meses, nuestro territorio son miles de escuelas donde ya estamos construyendo la nueva patria con la Educación Alternativa y sus horizontes, ya estamos participando en la formación de ciudadanos libres y cultos.

La resistencia que hoy camina en miles de escuelas ya ABROGÓ, DEROGÓ Y CANCELÓ la Reforma Educativa, en el hecho abolimos el desarme cultural, no necesitamos de la SCJN, Hicimos efectivo el poder más grande, superior al legislativo y judicial, nosotros tenemos el Poder Social.

Desde nuestra soberanía nos facultamos en nuestras escuelas a ejercer ese poder, luchar por la nueva patria y avanzar en la formación de niños y jóvenes con pleno desarrollo de sus facultades, no necesitamos más que la resistencia, tenacidad y la ocupación de nuestras escuelas a través del conocimiento colectivo acumulado en décadas de experiencia de formación y lucha.

Hoy convocamos al magisterio nacional a renunciar a ese falso debate de Esteban Moctezuma, Guevara Niebla y lacayos del neoliberalismo que pretenden abrir huecos al interior del Proyecto de Nación de MORENA y del Proyecto de nación del Pueblo de México.

Nuestra lucha no es por un examen, tampoco por nuestra permanencia, es por el rescate de México, de la soberanía y del rumbo completo de nuestra patria, de nuestro pasado, presente y futuro.

Como gritan en las calles mis compañero/as del Movimiento Magisterial de Bases de Morelos:

¡NI UN PASO ATRÁS!

RESISTIR, OCUPAR, EDUCAR, TRANSFORMAR, CONSTRUIR PODER POPULAR

* * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * *

Nota mía: Respetuosamente me permití modificar levemente la estructura del artículo de Roberto Equihua, con la exclusiva finalidad de facilitar su lectura en el formato de Odiseo. Alfredo Macías Narro.

Tema: 

Sección: 

Etiquetas: